Cómo Tomar La Moringa Para Adelgazar

Baja de peso con el poder de la moringa

Todos los días la madre naturaleza nos obsequia sus maravillosos secretos curativos y uno de los más preciados es la moringa, un superalimento extraído de una prodigiosa planta originaria del norte de India y de algunas regiones de África que ofrece un grandioso manantial de vitaminas y minerales.

A través de sus hojas, semillas, raíces y flores el “Árbol de la Vida”, como también se le conoce a esta planta arbórea que es capaz de crecer hasta en los suelos de mayor aridez, puedes contar con una extraordinaria fuente de propiedades antibacterianas, antioxidantes y mineralizantes.

como se prepara el te de moringa 1024x768

Entre los múltiples beneficios de la moringa se encuentran los siguientes: estimula las defensas del organismo, desintoxica, incrementa los niveles de energía, garantiza piel sana, alivia los dolores de cabeza, previene la pérdida de cabello y permite controlar la digestión y, asimismo, nuestro peso corporal.

Tómalo todos los días con el desayuno

¿Quieres conectarte con las grandes ventajas que ofrece la moringa?, ¿deseas darle a tu cuerpo una fuente rica en vitaminas y minerales mientras, además, reduces algunos kilitos que se han acumulado en el abdomen? Aquí te vamos a facilitar información y algunas recetas para que las apliques y puedas seguir luciendo todo el esplendor de tu silueta.

¿Cómo podemos consumir la moringa y cuáles son las dosis adecuadas para lograr nuestras metas? Pon atención a continuación y toma nota:

1.- Incorpora la moringa a tu dieta diaria: Temprano en la mañana agrega una cucharadita de moringa en polvo a tu desayuno, bien sea en los alimentos o en las bebidas que disfrutas habitualmente. Al respecto, recuerda comer alimentos que sean bajos en grasas, y siempre evitando las frituras y saturados de azúcar. Sustituye mejor estos ingredientes con moringa. Acompáñala con tus comidas y no de manera pura debido a que la misma en cantidades excesivas puede causar efectos secundarios no deseados.

2.- Eleva progresivamente tu consumo de moringa: Después de tres o cinco días de haber iniciado tu rutina diaria con esta planta procede a elevar de manera progresiva su ingesta. Sin duda, ya has comenzado a sentir los avances en la pérdida de peso corporal y ya estás enrumbado a lograr tu peso ideal. Al respecto, se ha comprobado científicamente, por ejemplo, que una cucharadita al día es suficiente para mantener a una persona no solo en su peso ideal sino también en óptimo estado de salud.

Asimismo, es importante destacar que en aquellos casos especiales en los cuales se sufra de alguna enfermedad crónica o un padecimiento que perjudique el estado de salud en general, lo más recomendable es agregar a las comidas dos cucharaditas al día. Y si, por ejemplo, estás superando los efectos de los medicamentos y tu sistema digestivo se ha resentido, lo mejor es disminuir la cantidad. Por otra parte, si sueles realizar ejercicios físicos, tres cucharaditas al día te ayudarán a complementar los resultados que deseas obtener.

Sigue la Regla de 3 Días y obtén grandiosos resultados

arroz rojo con quinoa y moringa

3.- Escucha a tu cuerpo cuántas dosis necesitas: Luego de haber transcurrido dos semanas desde que enriqueciste tu vida y tus alimentos con esta maravilla curativa de la naturaleza, comenzarás a sentir que tu cuerpo, y especialmente tu salud, necesitará más y más todos los atributos que provee la moringa. En esta fase es importante que escuches a tu cuerpo sobre cuánta cantidad requiere realmente.

Además, si así lo deseas o lo sientes, por ejemplo, puedes intercalar días en los cuales no la consumas o necesitas mayores porciones. Recuerda que los beneficios que produce esta planta son progresivos y no por consumirlos en cantidades excesivas puede ser garantía alguna de resultados de más prontitud.

4.- Acompaña la moringa en tus meriendas: Para las personas que suelen sufrir de ansiedad de comer a mitad de la tarde, pueden tomar una cucharadita de moringa en polvo junto con su merienda. Asimismo, aquellos quienes desean mejorar su digestión y las horas de sueño pueden consumir una cucharadita durante la noche. En este sentido, hay especialistas que recomiendan seguir la Regla de 3 Días y la cual consiste en tomar una cucharadita en una hora en específico durante tres días continuos. Debes tener presente que la moringa provee múltiples beneficios para todo nuestro cuerpo y no solo para adelgazar.

Prepara deliciosos batidos de frutas

te para adelgazar

5.- Integra la moringa a tus comidas: Espolvorea el polvo de moringa sobre tus comidas una vez que las hayas servido en la mesa y casi no sentirás su sabor pero estarás nutriendo a tu cuerpo con todos sus poderosos componentes. Por ejemplo, vierte una cucharadita en el cereal que sueles desayunar, y también en tus ensaladas.

Asimismo, prepara deliciosos batidos con las frutas de tu predilección y mézclala con la moringa. Recuerda que esta planta se lleva muy bien con los sabores cítricos, especialmente, con el limón y la naranja. No es recomendable que mezcles la moringa con dulces preparados con grasas saturadas ni mucho menos con frituras, ya que en este tipo de alimentos ocasionan la pérdida de todo su poder.

6.- Sustituye el café o los dulces con el té: Un excelente sustituto del café, y especialmente de la cafeína, y así como los dulces que tantas calorías aporta al organismo, es el té de moringa. Si tienes algunas hojitas o solo el polvo, solo necesitarás agua caliente para mezclarla junto con un poco de limón. Previamente, cuela el polvo y ten la precaución de no hervir las hojitas porque podrían perder la capacidad de sus vitaminas y minerales.

7.- Con toda la facilidad de las cápsulas: ¿Hay algo más fácil que comerse un caramelo? Algunas presentaciones de moringa vienen en cápsulas, lo cual permite que las personas puedan consumirla con mucha más facilidad, a cualquier hora del día y sin necesidad de ninguna preparación especial para las comidas. Las cápsulas de moringa cuentan con la ventaja de concentrar más todas sus vitaminas y minerales. Los especialistas recomiendan consumir tres cápsulas durante el día, una antes de cada comida.

8.- Come hojas y semillas: Otra alternativa ideal para consumir esta maravillosa planta es directamente a través de sus hojas. Si tienes cerca  de tu casa un árbol de moringa, arranca un puñado de cinco o seis hojas y cómelas directa y fácilmente como si fuesen caramelos o las propias cápsulas. Te acostumbrarás rápidamente a su sabor y, en cambio, obtendrás grandes beneficios para tu salud y, en especial, para reducir tu peso.

De igual manera, las hojitas pueden mezclarse con harinas de maíz o trigo y así preparar deliciosos platillos tales como pan, tortillas y ensaladas. Con las semillas, por su parte, lograrás un estupendo suplemento alimenticio a través del famoso aceite de moringa y el cual contiene todos los tipos de omega que son beneficiosos para nuestra salud.

¡No te pierdas estas recetas fáciles y efectivas para reducir esos kilitos de más y, de esta manera, conservar tu figura y tu salud a través de este maravilloso obsequio de la madre naturaleza!

intoxicacion moringa

Artículos Recomendados:



Deja un Comentario

Leer más
Alimentos para Bajar de Peso Rapido

Los alimentos para bajar de peso rápido que ahora te mostraré son especiales para que lo incluyas en tu alimentación...

Cerrar